Taller Discapacidad/Trabajo_CONAPRED artículo 27 del Protocolo Facultativo

 

     México D.F Abril 23 del 2007

 Discapacidad y Trabajo.

La Asociación Post Polio Litaf A. C_APPLAC E. Liliana Marasco Garrido y un servidor Octaviano García Cedillo, agradecemos al Señor Licenciado, Don Gilberto Rincón Gallardo, Presidente del Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación; a la Dra. Amalia Gamio Ríos y a sus colaboradores por las deferencias hacia nuestra asociación y personas, en los días en que hemos participado en este histórico evento, que sin duda, marcará un antes y un después, en el Desarrollo Histórico de la Atención de la Discapacidad en México. Seguros estamos que la participación de la sociedad civil y de las organizaciones no gubernamentales que nos hemos dado cita aquí en este foro, no hubiese tenido el éxito rotundo si no fuese por sentirnos contagiados por el entusiasmo, compromiso, y responsabilidad de quien tan brillante y atinadamente ha coordinado estos trabajos; va nuestro reconocimiento para ustedes Dra. Gamio, Lic. Rincón Gallardo y que, el trabajo que nos une, sea un puente que nos lleve a la dignificación de las personas con discapacidad. No hay mayor dignificación del ser humano, que la que resulta del trabajo honesto.

De eso se trata nuestro Taller. De eso trata el artículo 27 del Protocolo Facultativo que nos ocupa. De eso trata el capítulo II, Artículo Nueve y sus seis numerales de la Ley General de las Personas con Discapacidad. En México la legislación hoy, en materia de trabajo está casi terminada, y está casi armonizada con el protocolo facultativo que fue ratificado por nuestro país en fechas recientes. En el casi, están todas aquellas historias que se repiten en lo que podríamos llamar: la cotidianeidad. En la cotidianeidad, las condiciones de las personas con discapacidad están, en la actualidad, más cuidadas, ya no discriminan a las personas con discapacidad, ya muchos edificios tienen rampas, para que puedan entrar. Y con esa acción, se cree que se cumple con la Norma Oficial Mexicana de Accesibilidad y se cree que no se discrimina, que ya esa rampa en las pocas estaciones del metro que cuentan con rampas salva-escalones, es suficiente; que las señales y la escritura para las personas con discapacidad visual en los billetes y algunas paredes de algunos edificios, son ya, señal de no discriminación; aún la accesibilidad en México es materia sin terminar, porque se soslaya la Ley, habría que demandar al gobierno federal y a la mayor parte de la Iniciativa privada; hoy por hoy, ya no se le niega a nadie el derecho a la educación, a los servicios de salud, a su derecho al trabajo. Hoy la persona con discapacidad puede solicitar empleo en casi cualquier lugar, y no se le niega el trabajo. Las Leyes están y están muy bien redactadas y legisladas, pero en materia de empleo y empleadores la exclusión es todavía la constante en todos lados. Las personas con discapacidad tienen derecho al trabajo, nadie se los quita, lo tienen: falta que los empleen. Ahora es más prudente decirles:

 Nosotros le llamamos. Para no caer en un acto discriminatorio, por el miedo de tener a una persona con discapacidad que pudiese no ser muy productiva o por imagen de la empresa, en todas las empresas se pide, buena presentación. En otros casos no se toma en cuenta la preparación y formación académica, una persona en silla de ruedas o con bastón guía o perro guía en la actualidad es candidato a ser vendedor por catálogo o candidato para armar chanclitas de baño en su casa y pagarle por destajo. Como si discapacidad fuese sinónimo de incapacidad para desarrollarse con altos niveles de productividad, intelectualidad y competitividad. A unos porque su currículo es muy corto, o porque es muy grande no caben en esa empresa, le queda chica, a otros por la escolaridad pobre, a otros porque no hay accesibilidad, a otros porque ya son demasiado viejos a los cuarenta años y si tiene cincuenta, fíjate de cuantos se va a Retirar, ya no hay Jubilaciones hay Retiros y bonos; el empleo existe, ahí está, pero no hay las condiciones, no hay las voluntades, no hay la sensibilización, la accesibilidad cuesta y las empresas, no todas, pichicatean con la seguridad e higiene del trabajo y sus implementos, mandatados por la Ley Federal del Trabajo, cuanto más con las adecuaciones de acceso para personas con discapacidad, también mandatadas en la ley respectiva. Pero hablemos de los empleados públicos o de la iniciativa privada, empleados que sufren un accidente de trabajo y pasan a formar parte de la sociedad de personas con discapacidad ¿Les restituyen en su puesto que venían desempeñando? ¿Les pagan igual? ¿Le hacen modificaciones a las entradas de la oficina? ¿Les hacen modificaciones al ordenador de la PC para que sigan escribiendo aún cuando su vista es débil o ya no ve? ¿Hacen las modificaciones necesarias para que las personas se puedan comunicar con lenguaje de señas? Nada menos acabamos de hacer la primera lectura de la nueva ley del ISSSTE y ya podemos entender que el Estado sólo va a darle seguridad social a un trabajador con licencia médica por 52 semanas, si al término de las mismas no se recuperan, tendrán que ver el siguiente artículo de la Ley respectiva.

 El personal con discapacidad y el personal sin discapacidad tendrá que tener cuidado de no sufrir enfermedades o accidentes que le tengan en cama más allá de 52 semanas. Los estados Partes salvaguardarán y promoverán el ejercicio del derecho al trabajo, incluso para las personas que adquieran una discapacidad durante el empleo, adoptando medidas pertinentes, incluida la promulgación de la legislación…

Así dice el Artículo 27. Numeral 1. Protocolo Facultativo que nos ocupa y en mi caso me preocupa, porque ¿Será capaz el Congreso Mexicano de hacer los ajustes que manda el Protocolo Facultativo, para enmendar, replantear, armonizar por ejemplo la Nueva Ley de ISSSTE que a los ojos de miles no salvaguarda los derechos del trabajador, menos del trabajador con discapacidad? La Asociación Post Polio Litaf A. C., y un servidor Octaviano García Cedillo, Respetuosamente hace un llamado a los responsables de legislar en el país, y para que no se piense que legislaron en beneficio de unos cuántos , sino en beneficio del país y de sus trabajadores del sector público y privado; Recordemos: que en un país democrático las Políticas Sociales son un derecho Inalienable y de beneficio común, que cuando pierden esta condición (el bien común) se tornan en condiciones perversas y afectan a los más vulnerables. Por esa razón, pedimos a los expertos en legislar, clarifiquen las condiciones de las personas con discapacidad y de aquellas que sufran la discapacidad por motivos de la actividad laboral que desempeñan, que clarifiquen las condiciones de las personas con discapacidad que sufren nuevas discapacidades, como las personas que sufren Síndrome PostPolio:

 ➢ Se adicione lo necesario en materia de Empleo y Empleadores de Personas con Discapacidad a la Ley Federal del Trabajo, en donde existe un vacío injustificado y peligroso para las personas con discapacidad.

➢ Se adicione lo necesario en materia de Riesgos de Trabajo y de Accidentes de Trabajo a la Ley Federal del Trabajo, Ley del IMSS y Ley del ISSSTE, que contemplen condiciones de equidad que salvaguarden a las personas con discapacidad y las personas que por motivo de su trabajo adquieran una discapacidad, dado que con las últimas reformas impuestas, se vulnera de manera contundente a dichos trabajadores y a sus familias.

 ➢ Que se legisle en materia de Seguros de Vida contratados por personas con discapacidad con motivo de su trabajo (concretamente los de Aseguradora Hidalgo) para que contengan los elementos de equidad y justicia pertinentes que les permitan a dichos trabajadores los mayores beneficios posibles de acuerdo a su condición de trabajador y no por su condición de discapacidad o por la aparición de nuevas discapacidades como en el caso de Síndrome Post Polio.

➢ Que los Centros de Trabajo del Sector Público y Organismos Paraestatales se ciñan ya, a las Normas Oficiales de Accesibilidad que manda la Ley General de las Personas con Discapacidad, para que el personal con discapacidad que labora ahí o llegue a laborar, cuente con las condiciones de accesibilidad que se requieren por Norma. A esta Ley la infringen y la violan muchas Secretarias de Estado (por lo menos la SEP es una de ellas, en la mayoría de los Centros de Atención Múltiple faltan rampas y baños accesibles, con señalización para alumnos con discapacidad visual y auditiva para personal y para alumnos con discapacidad; en las primarias, secundarias y preescolares las condiciones son peores)

➢ Que los numerales IV Y V de la Ley General de las Personas con Discapacidad sea ya una realidad, que se descongelen plazas para las personas con discapacidad en todas las dependencias, empezando por la Secretaria de Salud y Educación, que se legisle una adición a la ley de presupuesto para este año para que haya con que pagar esos sueldos, saben que hay muchas plazas congeladas y que hacen falta muchos recursos humanos, por favor que se cumpla el numeral IV de dicha Ley y que el numeral V sea una realidad en lugar del Ecodis; dichos numerales rezan:

➢ IV. Formular y ejecutar programas específicos de incorporación de personas con discapacidad como servidores públicos; V. Instrumentar el programa nacional de trabajo y capacitación para personas con discapacidad a través de convenios con los sectores empresariales, instituciones de gobierno, organismos sociales, sindicatos y empleadores, que propicien el acceso al trabajo, incluyendo la creación de agencias de integración laboral, centros de trabajo protegido, talleres, asistencia técnica, becas económicas temporales…

➢ Que se mande que las agencias de integración laboral del DIF, depuren sus archivos y que los candidatos sean incorporados en plazas descongeladas para dar cumplimiento a la ley General de las Personas con Discapacidad de los artículos mencionados. ➢ Que la edad no sea un obstáculo ya para los candidatos a puestos vacantes tanto en la iniciativa privada como en el sector público, es más barato pagar sueldos, que construir Plazas Comerciales.

➢ Que se quiten los candados para que la gente mayor a los 35 o 40 años pueda laborar. Por su atención gracias.

.    

Lic. Octaviano García Cedillo

Esta entrada fue publicada en Salud, Poliomielitis, Síndrome de Post Polio(SPP) y Más. Guarda el enlace permanente.

Gracias por tu comentario APPLAC-

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s